viernes, 17 de junio de 2011

Despedida y cierre: La Bola, La Radio y el Flaming apuran sus copas.




Como todo lo que nace tiende a acabar, algunos de los pubs más interesantes aparecidos en estos últimos años, con esto de la crisis tienden a desaparecer, igual hubiera sido mejor que desaparecieran los bares típicos que todos, y yo el primero de vez en cuando regentamos del: “chunda-chunda”, bares con música al estilo: “Julio Iglesias” y demás horteradas que gusta mucho a la parroquia cuando uno bebe hasta el agua de los floreros o el bar supuestamente alternativo, y que luego nos pone lo mismo de siempre limitado como dice algunos dueños del lugar a los pinchadiscos que se prestan a ello: “Tú chaval, pincha la música que quieras pero que sea comercial”. Y como se come eso, no tengo ni idea, algún dueño de bar tendrá la fórmula secreta.
Pues con esto de la crisis, los isla musical se están acabando, se extinguen esos bares que te puedes tomar una copa de forma tranquila, observar la fauna que te rodea y escuchar muy buena música, todo al mismo tiempo, o si estas un poco animado bailar hasta la extenuación los grandes temas que tú conoces, tan sólo se pide en eso, y que no es poco esta ciudad vetusta.
Bares emblemáticos de la música Indie cierran sus puertas este mes de junio si nadie lo remedia, entre ellos: La Bola y la Radio. Además si mis informaciones no me fallan: El Flaming está a punto de remodelarse y cambiar de historia musical, uno de los bares más importantes de la movida rock ovetense de los años noventa. Las causas pueden ser múltiples: Cansancio de los hosteleros, cansancio de los clientes, competencia feroz y crisis económica, elección de bares “supuestamente alternativos” que han confundido a la parroquia… Pero a diferencia de otros bares que en mi opinión si son sustituibles, pues nacen cada dos por tres en esta ciudad como setas: música pregrabada y sin ningún tipo de sensibilidad. Este tipo de bares ofrecen variedad y calidad musical, que no estamos precisamente muy sobrados en esta ciudad. Como dice el dicho: “Entre todos la mataron y ella sola se murió” pues eso, más de un cómplice deambula por ahí, eso sí, manifiestos y todo tipo de tonterías todo el mundo aquí se apunta. Qué bien queda decir y no predicar con el ejemplo. Yo, y los míos –que somos pocos desgraciadamente en esta ciudad- a lo nuestro: Resistencia y a esperar mejores tiempos que seguro que llegan. Por cierto, se avecina a finales de este mes fiesta de despedida en: La Antigua Estación, y allí estaremos. Vaya un fuerte abrazo para: Alejandro de “la Bola” y al “Rubio” y por supuesto también agradecimientos al resto de hosteleros alternativos que hacen que algunas noches en Oviedo sean especiales.
El 25 de Junio, a cargo de: Francisco Nixon y Ricardo Vicente, junto con la banda asturiana Pingüino, tocarán en La Antigua Estación el día del cierre. La Bola dirá adiós el 25 de junio.

3 comentarios:

  1. “La Maîtresse de la Tour Eiffel”
    L.

    ResponderEliminar
  2. A la venga ahora dir tos pal rocket y el noise ¡MENUDA PUTA MIERDA!

    ResponderEliminar
  3. Alejandro...Muchas gracias Rubén por esas palabras, espero verte en el Sonorama y recordar,o no,jeje, viejos tiempos.Un abrazo

    ResponderEliminar